Declaración sobre las irregularidades en los datos de los informes Doing Business de 2018 y 2020. Lea nuestra declaración

Informes

Image

Doing Business 2010

Descargar

Desde 2004 Doing Business realiza un seguimiento de las reformas regulatorias dirigidas a facilitar los negocios. A pesar de los desafíos que ha supuesto la crisis financiera, el número de reformas alcanzó niveles récord este año. Entre junio de 2008 y mayo de 2009 se registraron 287 reformas en 131 economías, un 20% más que en el año anterior. Los reformadores se centraron en facilitar la apertura y gestión de las empresas, fortalecer los derechos de propiedad y mejorar la eficiencia de los procedimientos de resolución de disputas comerciales y de la quiebra. Dos regiones estuvieron especialmente activas este año, Europa Oriental y Asia Central y Oriente Medio y Norte de África. En Europa Oriental y Asia Central 26 de las 27 economías de la región reformaron la regulación empresarial en al menos un área cubierta por Doing Business. Los gobiernos de Oriente Medio y Norte de África están reformando en una proporción similar: 17 de sus 19 economías reformaron en 2008/09. En ambos casos, la competencia entre vecinos contribuyó a inspirar una ampliación de las reformas.

Singapur, un reformador persistente, es la economía a la cabeza en la clasificación en facilidad de hacer negocios por cuarto año consecutivo, seguido de Nueva Zelanda. Pero la mayor parte de la acción tuvo lugar en las economías en desarrollo. Dos tercios de las reformas registradas en el informe se produjeron en economías de ingresos bajos y medianos-bajos. Por primera vez una economía de África Subsahariana, Rwanda, es la máxima reformadora de la regulación empresarial, al facilitar la apertura de empresas, el registro de propiedades, la protección de inversores, el comercio transfronterizo y el acceso al crédito.

Doing Business clasifica las economías basándose en 10 indicadores sobre la regulación empresarial que registran el tiempo y costo de cumplir los requisitos de los gobiernos para la apertura y puesta en marcha de una empresa, el comercio transfronterizo, el pago de impuestos y el cierre de una empresa. Las clasificaciones no reflejan otras áreas, como la estabilidad macroeconómica, la seguridad, el nivel de capacitación laboral de la población o la fortaleza del sistema financiero y de las regulaciones del mercado financiero.

Una vez más la medida de reforma más popular recayó en la categoría de apertura de empresas: tres cuartos de las economías facilitaron la puesta en marcha de nuevas empresas. El pago de impuestos fue la segunda categoría más popular. La crisis financiera también ha impulsado a los gobiernos a actuar en áreas donde es posible que la reforma regulatoria sea más difícil y requiera más tiempo. Durante el último año 18 economías reformaron sus regímenes de la quiebra, incluyendo varias economías en la región de Europa Oriental y Asia Central. En tiempos de recesión es especialmente importante mantener las empresas viables a flote, como empresa en funcionamiento, y preservar los puestos de trabajo.